Este martes se vivió un momento muy particular en el partido entre Tottenham Chelsea, por los octavos de final de la Carabao Cup.

Es que uno de los jugadores de los Spurs, que fueron los que avanzaron de ronda, tuvo que salir del campo de juego por una urgencia, y José Mourinho lo tuvo que ir a buscar.

Cuando faltaban 15 minutos para el final del partido que estaban ganando los Blues, Eric Dier se retiró a los vestuarios corriendo, pero después de un rato, su entrenador tuvo que apurarlo para que regrese a la cancha.

Una vez finalizado el encuentro, Dier expresó: "La naturaleza estaba llamando", mientras que Mou comentó: "Sabía que él tenía que ir, pero tenía que ir a presionarlo para que vuelva al final del partido".

Los 90 minutos terminaron 1-1 (gol de Timo Werner para los de Fran Lampard y de Erik Lamela para el elenco de Mourinho), por lo que se definió en los penales. Allí, el décimo penal lo erró Jason Mount, después de que todos marcaran, y quedó eliminado Chelsea.

Comentarios