Los futbolistas cada vez están más familiarizados con las redes sociales. Ya no necesitan sentarse en una computadora para acceder a la tecnología, sino que alcanza con observar de reojo el celular para insertarse en el mundo virtual.

Por este motivo, en los ratos libres logran saber las noticias de todo el mundo, así como también conocer la reputación que tienen por parte de sus seguidores. Tal es así que Trent Alexander-Arnold, en un hecho sumamente distendido, tuvo contacto con una persona que lo mencionó en Twitter, comandando así una curiosa historia.

Un aficionado le "reprochó" el extenso doble apellido al lateral izquierdo de Liverpool, argumentando que al ir a comprar la camiseta de la Selección de Inglaterra le cobraban una libra por cada una de las letras en su espalda y le propuso que cambiara el apellido por su nombre, Trent, para achicar gastos y que no le costara 158 libras.

A partir de esta situación, el jugador le contestó que le enviara por mensaje privado los datos personales así le regalaba una de las suyas, evitando que esta persona en cuestión hiciera una importante erogación de gastos. Lógicamente, la llamativa respuesta del deportista generó un revuelo en la red social del Pajarito, donde los seguidores no podían creer lo que estaban leyendo.

El lateral, con apenas 19 años, es una de las revelaciones de Inglaterra, a tal punto que en él recae gran parte de la ilusión del seleccionado. Y haciendo éste tipo de cosas, cada vez sumará más adeptos.