En sus brazos predomina el color negro producto de la pasión por los tatuajes. En una de sus mangas luce una bandera argentina en representación del amor que siente por su país. Resulta curioso, considerando que el reconocimiento en el ambiente del fútbol lo ganó en el exterior. Acá, en Argentina, durante gran parte de su carrera vivió en el anonimato: Jorge Sampaoli dirigió una liga de Casilda, a Argentino de Rosario y después fue entrenador en clubes de Perú, Chile y Ecuador.

Ganó algunos títulos, aunque su coronación recién llegó cuando dirigió la Selección trasandina. Ahí pudo exponer todo su potencial como DT y, después de ganar una Copa América (frente al país que lo vio nacer), tuvo la oportunidad de dirigir a Sevilla.

Ese sueño de instalarse en las grandes Ligas de Europa duró muy poco, considerando que la AFA lo fue a buscar para sentarse en el banco de la Selección. Y si bien varios de sus colegas se negaron por la profunda crisis del equipo Albiceleste, él en todo momento mostró predisposición, a tal punto que se le pagó una cláusula de salida a la institución española y se hizo cargo del seleccionado.

Un puñado de partidos en Eliminatorias Sudamericanas, sumado a cuatro partidos en el Mundial de Rusia, condenaron el sueño que tuvo durante toda su vida. No estuvo a la altura y en Viamonte 1366 se lo están haciendo notar: en los próximos días buscarán su rescisión, ya sea abonando los 20 millones de dólares que exige el contrato o sin desembolsar un peso.

Así y todo, el Pelado se aferra al puesto: perdió a todo su cuerpo técnico pero aún así quiere seguir al mando de Argentina, a tal punto que -en la reunión de las últimas horas- se ofreció a comandar el Sub 20 para conseguir adeptos en la asociación.

Claudio Tapia, junto a los laderos que lo acompañan en cada decisión, tienen en claro que el futuro de Argentina debiese ser con otro entrenador. Así y todo, les resulta una locura abonar la cifra millonaria para desprenderse de Sampaoli, con el agregado que tampoco tienen en claro quién podría ser su reemplazante, considerando que por lo bajo confiesan que sus principales candidatos le dirían que "no".

Con esas cartas sobre la mesa, el actual DT sigue con la intención de abrazarse a su puesto. ¿Con qué objetivos sobre la vista? Dirigir el próximo Torneo de L´Alcudia (sub 20), que se jugará en España.

A su vez, quiere emprender una renovación de cara a la Copa América del siguiente año así como también para el Mundial de Qatar 2022. Por el momento, los deseos del entrenador no condicen con los anhelos de los dirigentes, que ya preparan por escrito la rescisión.

Comentarios

Ver más productos

Confesiones: "Alberto es un tipo temperamental"

Confesiones: "Alberto es un tipo temperamental"

¿Qué hacer el fin de semana largo?

¿Qué hacer el fin de semana largo?

Cómo vivir mejor a pesar del aislamiento

Cómo vivir mejor a pesar del aislamiento

Ponete la camiseta y reviví la final que hizo historia

Ponete la camiseta y reviví la final que hizo historia

Alberto Fernández: lo que nadie te contó

Alberto Fernández: lo que nadie te contó

Sexo ATR: vivir el placer en tiempos de cuarentena

Sexo ATR: vivir el placer en tiempos de cuarentena

Ponete la camiseta y reviví lo mejor del fútbol

Ponete la camiseta y reviví lo mejor del fútbol

La pasión no tiene cuarentena

La pasión no tiene cuarentena

Evita: la verdadera historia

Evita: la verdadera historia

¡Para los más chicos en casa!

¡Para los más chicos en casa!

Ver más productos