Cada vez falta menos para que Lionel Scaloni haga pública su segunda lista de jugadores de cara a los amistosos contra Irak y Brasil, a jugarse en los primeros días de octubre en Arabia Saudita. Y, con ello, el misterio de la presencia de Lionel Messi en el Seleccionado crece a pasos agigantados. Si bien todos los caminos conducen a una nueva ausencia de La Pulga en el representativo nacional, una muy pequeña luz de esperanza se vislumbra para que pueda volver tras la participación en el Mundial de Rusia, donde nuestro país quedó eliminado en los octavos de final en manos de Francia, luego campeón.

La idea en la cabeza de Messi es continuar alejado de Argentina ya que considera que no cicatrizó la herida del duro golpe que significó la caída en manos de los galos. Pero en las últimas horas, los principales sponsors del Seleccionado pensaron una idea para tentarlo y que se vuelva a poner la 10 y la cinta de capitán en el brazo izquierdo.

¿En qué consiste? Cada auspicio de Argentina planea darle un monto de dinero extra para intentar "seducirlo" desde lo económico. Claro, el nivel del Seleccionado no sólo baja con él fuera de la cancha, sino también el valor del mercado para conseguir rivales de jerarquía para las próximas fechas FIFA. Por tal motivo, los sponsors buscarán tentarlo con una suculenta suma de plata. ¿Será posible?

Por lo pronto, de no mediar imponderables de último momento, este fin de semana saldrá la lista para estos amistosos y todo el mundo va a estar pendiente de saber si Messi está o no en la misma.