La prensa islandesa no ocultaba su euforia este domingo después del empate de su selección de fútbol el sábado ante Argentina (1-1) en su debut en el Mundial, dedicando grandes elogios a su arquero Hannes Halldorsson, el hombre que detuvo un penal a Lionel Messi

Los periódicos se agotaban este domingo en Reikiavik, donde se celebraba además el día de su fiesta nacional. 

En sus ediciones en internet, los diarios dedicaban un gran espacio al primer partido de la historia de Islandia en un Mundial de fútbol. 

La web de Visir recogía ampliamente las reacciones de los aficionados en las redes sociales, como la de Elmar Gisli Gislason: “Dios es islandés”. 

"Halldorsson miró fijamente a Messi y Messi parpadeó”, bromeaba Jeremy Terry

Visir también recopiló una parte de los artículos de la prensa extranjera (The Telegraph, The New York Times, The Guardian...) y concluyó que “Islandia sigue sacudiendo al planeta fútbol”

El diario Morgunbladid se hizo también eco de las quejas del cuerpo técnico islandés, que reprocha a la FIFA haber concedido un bajo número de entradas a los aficionados de su país, en comparación con los argentinos. 

"Es sorprendente ver que los argentinos recibieron muchas más entradas que los islandeses. Tenemos que comprender cómo fue posible antes del próximo partido”, declaró en la conferencia de prensa posterior al partido el entrenador islandés, Heimir Hallgrimsson

La FIFA indica que una Federación miembro participante en el Mundial dispone de un 8% de las entradas que se ponen a la venta en cada estadio en los que juega, pero en la grada quedaba claro la gran superioridad en número de la hinchada albiceleste respecto a la de los nórdicos.