La paz que reinaba en el búnker del seleccionado colombiano quedó atrás cuando las alarmas comenzaron a sonar: James Rodríguez no se pudo entrenar a la par de sus compañeros y su presencia en el debut mundialista del próximo martes es una verdadera incógnita. Pero no fue la única mala noticia para José Néstor Pekerman, puesto que Wilmar Barrios es otro futbolista que no se movió junto al resto del plantel.

Según confirmó una fuente de la Federación Colombiana de Fútbol, el jugador de Bayern Munich se quedó en el gimnasio del hotel de concentración junto al mediocampista de Boca, Barrios.

Si bien son optimismas en cuanto a la recuperación ya que ninguno de los dos casos reviste gravedad y ambos se ejercitarían con el resto de sus compañeros en el entrenamiento de este viernes, Pekerman los cuidará ya que son dos pilares en su equipo y arriesgarlo en un ensayo formal puede ser perjudicial para su salud y el resto del Mundial.

Con antecedentes

Desde la disputa del Mundial de Brasil en 2014, esta es la quinta molestia que presenta el vigente goleador de la competencia en esta zona de sus dos piernas. En la extremidad izquierda se resintió dos veces en el sóleo.

¡Tuvo aliento!

Colombia realizó en Kazán su primera práctica abierta a la prensa y aficionados, quienes respondieron y acudieron, alrededor de un centenar, con banderas y pancartas. Los 21 futbolistas disponibles para Pekerman saltaron al césped del estadio Sviyaga, ubicado a unos 35 kilómetros de la capital de Tartaristán, y se ejercitaron durante una hora y media.

Tras el mismo, Carlos Bacca habló sobre la emoción de volver a estar presente en un Mundial: "siempre que vas a jugar un mundial tienes las ganas e ilusión de jugar y dar lo mejor. Con respecto a Brasil, son Mundiales distintos, con muchos cambios, hasta en la tecnología ha cambiado. Pero llego con mucha confianza, más maduro, y con muchas ganas de mejorar lo que se ha hecho".