Junto a Wilfredo Caballero, Nahuel Guzmán fue elegido para contestar preguntas en la conferencia de prensa que se llevó a cabo luego del entrenamiento del seleccionado argentino. Y lejos de escapar de las polémicas, el Patón dio su punto de vista sobre lo que significa defender los colores del Millonario y del Xeneize.  

"Con la exposición mediática que puede tener una buena campaña, creo que es un plus ser el arquero de Boca o de River", dijo el arquero que es seguido de cerca por Daniel Angelici. Además, agregó: "Con esto no quiero decir que Franco (Armani) no se haya ganado la posibilidad de estar acá, ya que ha demostrado en River lo que venía haciendo en Nacional".

Si bien reconoce la impronta de los equipos grandes de Argentina, Guzmán, que está en las orbitas del club de la Ribera, aseguró no estar atrás del tema que lo tiene como protagonista: "No decidí seguir de cerca el acercamiento de Boca por razones obvias, para tener la cabeza acá", aunque destacó que no ha "sabido de nuevos avances".

Respecto al próximo partido, en el que comenzará desde el banco según las prácticas realizadas por Sampaoli durante los últimos días, el ex-Newell's reconoció que se estuvieron preparando, sobre todo, en el juego aéreo ya que en ese aspecto "son muy fuertes en lo ofensivo y defensivo". Sobre la estrategia que planteará el seleccionado, "El Patón" aseguró que buscarán las bandas "para encontrar espacios y luego profundizar en velocidad. Creo que va a ser un partido muy trabado, en el que vamos a tener que saber controlar la ansiedad".

El arquero se hizo un espacio para hablar sobre Messi: "Tenemos que quitarle la responsabilidad tiene. Lo vemos muy metido, trabajando a la par del equipo y dando el ejemplo como los grandes, como lo que es".