El delantero estrella de Brasil, Neymar, se fue a los 10 minutos del entrenamiento donde sólo pudo hacer trabajos reducidos. La esperanza de la Verdeamarela, se fue a los vestuarios acompañado de un preparador físico y mientras se agarraba  el tobillo.

El jugador del París Saint Germain estaba entrando en calor con sus compañeros, en el clásico "loco" cuando tras interceptar un pase de Thiago Silva acusó molestias en su tobillo derecho y abandonó la práctica a los 10 minutos de iniciada, rengueando, acompañado del fisioterapeuta Bruno Mazziotti.
Así se retiraba Neymar. (AFP)
Pese al susto, la molestia no parece haberse transformado en una lesión que le impida jugar el próximo partido. Ahora, realizará entrenamientos de recuperación, pero las imágenes encendieron todas las alarmas en la expedición de Brasil.

Recordemos que Neymar fue operado del pie derecho en marzo último por una fractura del quinto metatarsiano, jugó como titular en el debut del domingo contra Suiza (1-1) y durante el partido dio muestras de que aún no está bien físicamente, tomándose la pierna varias veces (le hicieron 19 faltas en total).

De todas formas, el médico Rodrigo Lasmar aclaró que los golpes que sufrió ante los suizos no tienen nada que ver con la zona de la operación.