Rafael Nadal se sometió el lunes a una artroscopia en el tobillo derecho y sigue con problemas en el abdominal, motivos por los cuales confirmó su baja para el Masters de Londres, del 11 al 18 de noviembre, y dio por finalizada su temporada.

El español fue operado para extraerle "un cuerpo libre intra articular en el tobillo derecho" con el fin de que inicie "la temporada que viene en plenas condiciones", informó el propio tenista en un breve comunicado.

Rafa, quien no juega desde su abandono en las semifinales del Abierto de Estados Unidos, a principios de septiembre, escribió en sus redes sociales: "Os escribo estas palabras como final de temporada. Ha sido un año complicado, muy bueno a nivel tenístico cuando he podido jugar y, a su vez, muy malo en lo que a lesiones se refiere".

"He hecho todo lo posible para llegar a final de temporada en buenas condiciones, tanto a París como a Londres, haciendo las cosas bien y me apetecía mucho jugar", añadió Nadal, que será sustituido en la capital británica por el estadounidense John Isner.

"Desafortunadamente tuve el problema del abdominal en París la semana pasada y, además, tengo un cuerpo libre en la articulación del tobillo que tiene que ser removido en quirófano. Es cierto que lo teníamos detectado desde hace tiempo y de vez en cuando me molestaba. Sin embargo, dado que el problema en el músculo abdominal me impide también jugar en Londres, aprovechamos el momento para remover el cuerpo libre y evitar futuros problemas”, explicó el mallorquín.


De esta manera, Nadal cierra una temporada en la que disputó nueve torneos, ganando cinco de ellos, que incluyen su undécimo Roland Garros, el torneo de Barcelona y los Masters 1000 de Toronto, Roma y Montecarlo.

Comentarios