Diego Schwartzman viene en caída libre. El nivel del Peque es bajo y cualquier rival del cicuito de la ATP se lo está haciendo pagar. Esta vez quedó afuera del Masters 1000 de Shanghai, tras caer con Sam Querrey en primera ronda por 6-3 y 6-4.

Lejos de lo que fue durante este 2018, cayó por segunda vez en su debut en un torneo. La semana pasada lo hizo en el ATP 500 de Tokio, el Peque también había sido derrotado por Daniil Medvedev en un doble 6-4.

Comentarios