En las varias oportunidades en las que Leonel Pernía habrá soñado cómo sería ganar por primera vez los 200 km de Buenos Aires, la carrera más emblemática del Súper TC 2000, seguro que jamás se habrá imaginado hacerlo con tal contundencia.

Y esto fue lo que ocurrió ayer en el Gálvez donde, en dupla con Damián Fineschi en el Renault Fluence, ganó la carrera por demolición, saldó su cuenta pendiente y entró en la recta final del campeonato en una lucha mano a mano con Matías Rossi (Toyota Corolla).

El primer golpe de escena ocurrió en la largada: a Gabriel Ponce de León, que partía desde la pole con el Fluence de Facundo Ardusso, se le paró el auto apenas el semáforo cambió de color y, allí, el Tanito capturó la punta de la carrera.

Enseguida, dejó en claro dos cosas: que tenía un auto magnífico y que no iba a dejar escapar la victoria. Y así fue, porque llegó al cambio de piloto con una ventaja de 10 segundos sobre su escolta para que Fineschi pudiese hacer su trabajo sin presión.

El quilmeño no sólo no falló, sino que hasta logró ampliar la diferencia sobre el binomio Matías Milla/Franco Vivian que, con otro Renault, fueron escuderos de los líderes.

En cuanto a Ponce de León, comenzó una sensacional remontada desde el fondo, que Ardusso completó cuando llegó su momento de manejar, colocándose cuarto. Lo mismo ocurrió con Rossi, que recibió el Renault en el puesto 14 tras el turno del uruguayo Santiago Urrutia, y materializó otra gran escalada hasta pegarse a la cola de Ardusso.

Con un auto más entero, el Misil lo buscó al bicampeón y, a poco del final, realizó una gran maniobra para quedar en las puertas del podio, lugar al que accedió luego de que, por una orden de equipo, Emiliano Spataro, con el Corolla de Julián Santero, "levantara" para cederle la posición a Rossi, que además recuperaba la punta del campeonato.

Siempre se dice que los 200 km es la carrera bisagra del Súper TC 2000. ¿Lo será para Pernía, que busca su primera corona en la categoría? En dos fecha, se sabrá.

Comentarios

Ver más productos

Kisse el libro de Marley para chicos y grandes

Kisse el libro de Marley para chicos y grandes

El Atlas de Camisetas

Los fanáticos del fútbol tienen un Atlas

Salí protegido: máscara facial protectora

Salí protegido: máscara facial protectora

Alberto Fernández: todo el mundo le atiende el teléfono

Alberto Fernández: todo el mundo le atiende el teléfono

Cronishop abre sus puertas a comercios y PYMES

Cronishop abre sus puertas a comercios y PYMES

¡Ayudá a los que más te necesitan!

¡Ayudá a los que más te necesitan!

Alberto Fernández: lo que todos quieren saber

Alberto Fernández: lo que todos quieren saber

Los libros que todos los famosos y políticos leen

Los libros que todos los famosos y políticos leen

Convertite en héroe

Convertite en héroe

La pasión no entra en cuarentena

La pasión no entra en cuarentena

Ver más productos