La vida de Krystsina Tsimanouskaya cambiará para siempre desde este lunes tras que la atleta olímpica ingresó a la sede diplomática de Polonia en Tokio.

Custodiada por políticas, denunció que autoridades de su país intentaron sacarla de Japón sin su consentimiento por haber criticado al comité olímpico de Bielorrusia, actualmente dirigido por Viktor Lukashenko, hijo del dictador dictador Alexandr Lukashenko.

El vocero del Comité Olímpico Internacional (COI) informó que se comunicó con la atleta, quien tiene temor de terminar en la cárcel tras sus comentarios.

Tsimanouskaya se encuentra con un entorno y siendo atendida por autoridades japonesas, así como por personal de la ONU.

"Pido ayuda al Comité Olímpico Internacional. Están tratando de sacarme del país sin mi permiso y le estoy pidiendo al COI que se involucre", denunció Tsimanouskaya de acuerdo con un video grabado en Telegram y verificado por la cadena BBC.

Todo comenzó cuando la correadora de los 200 metros expresó su enojo con el comité bielorruso por obligarla a correr en un evento con relevos con muy poca anticipación. 

Tras este hecho, la dieron de baja de la competición por problemas en con su estado "emocional y psicológico".

Comentarios

Ver más productos

Cómo hacer ayuno intermitente de manera saludable

Cómo hacer ayuno intermitente de manera saludable

Cómo ser padres en el Siglo XXI

Cómo ser padres en el Siglo XXI

Historias de mujeres que cambiaron el mundo contadas para niñas rebeldes

Historias de mujeres que cambiaron el mundo contadas para niñas rebeldes

¿Qué regalar el día del padre?

¿Qué regalar el día del padre?

Ver más productos