Un hecho insólito tuvo lugar en el Campeonato Europeo de Atletismo que se disputó en Berlín. En la final de los 5.000 metros femenino, la israelí Lonah Chemtai Salpeter perdió la posibilidad de quedarse con la medalla de plata de dicha competición por un error de cálculo.

La corredora había pensado que la carrera había terminado y que había quedado en segundo lugar, por ende, le correspondía la presea plateada. Pero cuando vio que el resto de sus rivales seguía corriendo, se dio cuenta de que algo andaba mal.

Segundos después, la israelí escuchó la campana que indicaba que faltaban 400 metros por lo que inmediatamente volvió a correr. Pero ya era tarde. Dos competidoras más la habían superado y Salpeter se tuvo que conformar con un cuarto lugar.

Tras cruzar la meta, no pudo contener la tristeza y se echó a llorar en el suelo.

Comentarios

Ver más productos

Harry Potter: 20 años después de su estreno vuelve a las pantallas

Harry Potter: 20 años después de su estreno vuelve a las pantallas

Colección Agatha Christie de Planeta de libros

Agatha Christie, la autora más leída después de la Biblia y Shakespeare

Ver más productos