El suizo Roger Federer, que esta semana retornó al número 1 del ranking mundial, se adjudicó el ATP 250 de tenis de Stuttgart, Alemania, al doblegar en la definición al canadiense Milos Raonic (31), en dos sets. 

Federer, que logró el campeonato número 98 a lo largo de su prolífica trayectoria, se impuso con parciales de 6-4 y 7-6 (7-3 en el tie break), luego de una hora y 18 minutos de pleito sobre superficie de césped. 

El jugador suizo, que anteriormente había festejado en este 2018 los títulos en el Abierto de Australia y Rotterdam, quedó 11-3 arriba en los duelos personales ante Raonic, que inició el certamen como séptimo preclasificado. 

“Estoy realmente feliz. Pensé que podía ser una gran final de mi parte. Creo que fue un regreso para mí”, sostuvo el número 1 del mundo, una vez concluido el cotejo decisivo. 

Federer reestrenará su condición de mejor jugador del planeta, enfrentándose en primera vuelta del Gerry Weber Open en Halle (Alemania) al esloveno Aljaz Bedene (72), en la previa de la realización de Wimbledon, tercer Grand Slam de la temporada.