La explosión de la variante ómicron del coronavirus ha trastocado nuevamente los papeles y, lo que se había planeado en un principio, ahora debe ser reformulado. Es el caso de los Juegos Olímpicos de Invierno 2022 que se realizarán en China a partir del 4 de febrero y en el cual no habrá venta de entradas por decisión del comité organizador. 

La decisión fue informada este lunes a través de un comunicado publicado en el sitio del Comité Olímpico Internacional (COI), en el que explicaron que tomaron esta determinación con el objetivo de “garantizar la seguridad de todos los participantes y espectadores”. 

Eso sí, aunque no habrá venta de tickets al público en general, la organización se reserva el derecho de implementar un “programa adaptado” a través del cual se invitará a grupos específicos de personas a presenciar las jornadas de las distintas disciplinas.

“Los organizadores esperan que estos espectadores cumplan estrictamente con las medidas preventivas de Covid-19 antes, durante y después de cada evento para ayudar a crear un ambiente absolutamente seguro para los atletas”, recalcaron tan solo 48 horas después de que medios estatales de Beijing confirmaran la primera infección de transmisión local de la variante altamente transmisible del coronavirus ómicron.

Comentarios