La oportunidad, casi que le cayó del cielo. Y, por eso, quiere aprovecharla al máximo. Debido a la lesión del pivot Roberto Acuña, Luciano González fue el último convocado por Sergio Hernández para sumarse al seleccionado de cara al partido de este viernes ante México y el del lunes ante Puerto Rico en Formosa.

"Estoy muy contento, fue una enorme sorpresa, me llamó el jefe de equipo y me dijo que iba a ser parte de la próxima ventana. Sabía que estaba la posibilidad, pero no me lo imaginaba para ahora. Trataré de disfrutar de la experiencia con jugadores que están en Europa y son dos partidos muy importantes para la Selección", contó el Chuzito.

Sobre su rol en el equipo, señaló que "haré en la Selección lo que hago en Instituto, más allá que son situaciones distintas. Aporto desde el juego exterior y tratar de ser agresivo en defensa, me sumo a un grupo bastante armado, pero aportaré desde mi lado lo que más se pueda".

En cuanto al equipo, este miércoles entrenó por la mañana y el jueves volverá hacerlo en el mismo luego, para luego atender a la prensa. Argentina enfrenta a México el viernes, desde las 22.30 de nuestro país.