La novela del caso Sebastián Villa sigue adelante y continúa sumando capítulos. Esta semana, se esperaba la palabra de la médica del Hospital Penna. Tras una cita inicial, que fue suspendida porque acusó primero estar en el interior del país y luego un supuesto malestar físico, la especialista fue convocada nuevamente. 

La ginecóloga Renee Legrand declaró ante las fiscales del caso vía Zoom frente a las fiscales de la UFI N°3 de Esteban Echeverría, que investigan al futbolista Villa por abuso sexual con acceso carnal. La doctora declaró que "todo lo que tenía para aportar era lo que estaba escrito en el parte de guardia y que no recordaba haber tenido una conversación sobre abuso sexual con la paciente".

Su testimonio era clave porque fue la profesional que atendió en el nosocomio a la víctima al día siguiente de la violación denunciada. Cuando la denunciante, contó los hechos ante la Justicia y explicó que en el hospital Legrand le dijo que tenía lesiones compatibles con abuso sexual y la instó a hacer la denuncia. Sin embargo, como tenía miedo, no la hizo y se fue.

“Atiendo más de 20 personas por día, imaginen que es imposible saber qué charlé con cada una a un año del suceso. Lo que escribí en el informe es lo que sucedió”, explicó la médica. En ningún momento quedó plasmado un examen compatible con abuso sexual, lo cual no significa que no haya ocurrido. “Si constato una lesión dejo constancia y, recién ahí, se puede hablar de abuso. Y que éste no fue el caso”, aseguró.

Como Legrand no confirmó esta supuesta charla con la ex pareja del jugador de Boca y no hay registro formal ni testimonio médico que confirmen el posible abuso sexual, esto le permite al colombiano un pequeño respiro en su estrategia de defensa.

Comentarios