Alejandra Maglietti disfrutó desde su llegada para las fiestas, de cada uno de los rincones de Punta del Este, uno de los lugares favoritos de los famosos argentinos para vacacionar.

La modelo venía de un año muy cargado de trabajo con desfiles, eventos y en especial sus compromisos televisivos, como su presencia como cada año en el panel de Bendita TV.

La abogada había pasado cierto cimbronazo mediático tras haber opinado sobre la infidelidad del futbolista del PSG Mauro Icardi a Wanda Nara con la actriz María Eugenia Suárez como la tercera en discordia. Lo que pareció un comentario más, se convirtió en un cruce mediático ya que la hermana de Zaira Nara tomó el guante y destrozó a la ex novia de Jonás Gutiérrez.

Y tras toda esta movida se fue a la mencionada ciudad uruguaya donde no paró de trabajar. Estuvo presente en boliches, algunas fiestas y promocionando diferentes lugares en la famosa playa de José Ignacio.

Maglietti, oriunda de la ciudad chequeña de Resistencia, fue viral por una foto infartante en bikini y una reflexión sobre la vida que sorprendió a más de uno.



"La vida posee un solo sentido, poder jugársela y jugarse la vida tiene algo de apuesta", aseguró en la publicación la conductora que se encuentra analizando propuestas para estar en televisión durante este año. 

Comentarios