Debió rescindir su contrato con el Inter debido que en la Serie A no está permitido que un futbolista juegue con un desfibrilador. Pero, lejos de rendirse, el danés Christian Eriksen, que tuvo en vilo a todo el mundo luego de sufrir un paro cardíaco en la Eurocopa pasada, está a punto de firmar para un equipo de la Premier League.

El medicompista, de 29 años, pudo volver a hacer actividad física, comenzó a entrenar y aseguró que su objetivo es juga el Mundial de Qatar con Dinamarca. “Mi objetivo es jugar el Mundial. Físicamente volveré a estar en mi mejor forma”, reconoció recientemente.

Y, para que esto pase de ser un deseo a una posible realidad, desde Inglaterra le llegó una propuesta del Brentford, que le ofreció un contrato hasta el final de la vigente temporada, con la opción de ampliarlo por una más. También hay interés del Newcastle y del Leicester.

De esta menera, si se concreta su llegada, Eriksen volvería a un torneo que conocer muy bien, ya que más jugó de 300 encuentros con el Tottenham desde 2013 hasta el 2020 antes de convertirse en futbolista del Inter. 

Comentarios