En 2011 Independiente viajó a Japón para disputar la Suruga Bank, pero no estuvo a la altura y cayó -por penales- frente a Jubilo Iwata.

Por eso, el plantel del Rojo cree que no debe subestimar la situación y que está obligado a quedarse con la Copa para cerrar la herida gestada siete años atrás.

Uno de los futbolistas que dejó en claro la trascendencia del encuentro frente a Cerezo Osaka fue Maximiliano Meza, quien dialogó con Muy Independiente y expresó que "es importante porque es una final. Quiero ganar siempre y el club también. Desde que llegué me hicieron notar que las finales se ganan. Tenemos que seguir demostrando y ganando cosas en el club porque va a quedar grabado para todos nosotros".

Aunque esta competencia sea menospreciada, el talentoso mediocampista confesó que están muy enfocados: "Va a ser difícil, un partido duro y tenemos que estar mentalizados los 90 minutos. Ariel siempre mantiene su idea y se enfoca en los pequeños detalles. Terminamos de ver los dos últimos partidos que jugaron, estamos informados del rival".

Comentarios