Desde los altoparlantes de La Bombonera, anuncarion la suspensión de la primera Superfinal de la Copa Libertadores entre Boca y River debido al impacto de las fuertes lluvias. En tanto, los hinchas, desilusionados, debieron retirarse del Estadio Alberto J. Armando.

Este sábado, cerca de las 15.30, informaron la suspensión del partido y anunciaron la reprogramación del encuentro. Luego del comunicado, los hinchas empezaron a retirarse del estadio.

Según informó la Conmebol, a través de la cuenta oficial de Twitter, el Superclásico se jugará este domingo a las 16.