Duro golpe para Rosario Central, en el partido de ida de los cuartos de final de la Copa Sudamericana. Perdió 4 a 3 en su cancha ante Bragantino y no sólo que ahora está obligado a ganar en Brasil, sino que deberá hacerlo por dos goles.

Y seguramente le resultará bastante complejo, porque más allá del resultado en sí, la visita demostró un tremendo poderío ofensivo y mucho sacrificio en todas sus líneas, independientemente de la recuperación canalla en diversos momentos del partido, sobre todo en el arranque del complemento, cuando pudo llegar a la igualdad transitoria.

Desde el arranque del encuentro Bragantino puso a Central contra las cuerdas. Y a a los 7 minutos el local se salvó de un remate de Raúl que se estrelló contra el palo, pero a los 15 Bruno Praxedes apareció en el área para conectar un centro de Artur y de cabeza poner a la visita arriba en el marcador.

El equipo del Kily González sufría mucho el partido, sobre todo porque en la jugada siguiente un error de Ojeda le dejó la pelota servida en bandeja nuevamente a Praxedes, pero el balón se fue muy cerca.

Sin embargo, un infantil penal de Almada contra Evangelista le dio la posibilidad a Artur de estirar la ventaja para Bragantino antes de los 20 minutos del primer tiempo.

Pero Central reaccionó rápido, y pocos segundos más tarde Marco Ruben conectó un buscapié de Damián Martínez y descontó para la Academia rosarina, que nuevamente se ponía en partido.

El local iba con todo por el empate, pero cuando mejor estaba jugando llegó un centro cruzado desde la izquierda para que aparezca nuevamente Artur, quien con un testazo sentenció el 3-1.

La historia en el Gigante de Arroyito parecía resuelta, pero Central no bajó los brazos a pesar de que no le cobraron un penal a favor tras una falta a Gastón Ávila.

Con mucho amor propio y una definición estupenda, Marco Ruben ensayó una chilena dentro del área para colocar la pelota contra un poste y achicar nuevamente la diferencia en el marcador en la noche rosarina. Con el envión, fue por más, y lo logró Milton Caraglio, quien conectó de cabeza en el área chica y empató el partido.

Allí, cuando parecía que Central se lo llevaba por delante, Bragantino se tranquilizó, se volvió a rearmar y golpeó otra vez de la mano de Artur, la gran figura de la noche.

De ahí al final, el Canalla fue infructuosamente en busca de un nuevo empate, pero se encontró con sus propias limitaciones y con la garra de los brasileños para defender una ventaja que, a priori, parece muy importante y difícil de revertir.

Comentarios

Ver más productos

Mock up libros para nota

Mamás únicas, regalos únicos

Colección Agatha Christie de Planeta de libros

Agatha Christie, la autora más leída después de la Biblia y Shakespeare

Cómo hacer ayuno intermitente de manera saludable

Cómo hacer ayuno intermitente de manera saludable

Cómo ser padres en el Siglo XXI

Cómo ser padres en el Siglo XXI

Historias de mujeres que cambiaron el mundo contadas para niñas rebeldes

Historias de mujeres que cambiaron el mundo contadas para niñas rebeldes

Ver más productos