En los primeros minutos de juego, Racing tomó la iniciativa y comenzó a presionar en campo de River. Pero el equipo de Marcelo Gallardo aguantó bien los embates de la Academia y, de contraataque, hizo temblar a la línea defensiva local.

El primer tiempo fue parejo. Pinola tuvo la oportunidad de marcar tras un mal despeje en un córner, pero su derechazo se fue apenas desviado.

Minutos más tarde, Bou entró solo por derecha, pero su disparo fue muy bien atajado por Armani, que mandó la pelota al tiro de esquina. 

 

 

Fotos: Nahuel Ventura y Hernán Nersesián

 

En el final de la primera etapa, el árbitro expulsó a Ponzio por doble amarilla y esto cambió la dinámica del partido. 

En el complemento, Racing salió decidido a buscar el triunfo pero se encontró con una defensa muy sólida que, cada vez que perdió ante los delanteros, fue bien resguardado por el arquero Armani. Fue precisamente el guardameta millonario quien se lució con una notable atajada en los últimos minutos del partido y quien evitó la caída de su arco.