La Selección de Serbia dio la nota en las Eliminatorias Europeas y se clasificó para Qatar 2022, tras remontar como visitante un 0-1 contra Portugal, con goles de Tadić y de Mitrovic, en el minuto 89. De esta manera, la Selección lusa deberá jugar el repechaje en la búsqueda de su pasaje al Mundial, el cual significaría el quinto campeonato para su capitán Cristiano Ronaldo. 

El estadio Da Luz ubicado en Lisboa estaba repleto y se encontraba presto a vivir una fiesta ya que su representativo tenía dos resultados a su favor para clasificarse a la máxima competeción: el empate o la victoria lo ubicaban en Qatar

Sin embargo, en el último minuto de juego y tras un enorme cabezazo de Mitrovic, de pique al suelo, Serbia se quedó con ese lugar para el Mundial que disponía el Grupo A de las Eliminatorias Europeas y de esta manera, mandó a los liderados por CR7 a la revalida. 

Al minuto y medio de juego, el portugués Renato Sanches había abierto la cuenta para los locales. Dusan Tadic igualó el resultado en el primer tiempo (tras una respuesta fallida del arquero anfitrión, Rui Patricio), y el golpe letal lo dio Aleksandar Mitrovic en el minuto 90, de cabeza, para desatar el festejo serbio, que llegaba a esta instancia como punto. Es que el empate clasificaba a Portugal por diferencia de gol.

Con esta agónica conquista, los dirigidos por Stojković quedaron como líderes del Grupo, con 20 puntos, y sacaron su pasaje a Qatar. En tanto, Portugal quedó relegado con 17 unidades.

La mirada en el piso de CR7 es todo un símbolo: el atacante del Manchester irá por su quinto Mundial.

Para Ronaldo, esta derrota representó un duro golpe. Luego de la postrera conquista quedó petrificado dentro del área, se agachó y continuó unos segundos así, lamentándose. Tras el pitazo final del árbitro, se derrumbó sobre el césped (fue el único de todos los jugadores locales en hacerlo, todo un símbolo), con el rostro desencajado, envuelto en la desazón. Así permaneció un buen rato, observando de lejos el festejo alocado de Serbia, hasta que Andre Silva se acercó a levantarlo. 

“Tenemos que perdile perdón a la afición”, dijo Bernardo Silva tras el cimbronazo. En consecuencia, Cristiano y sus compañeros deberán aguardar al 26 de noviembre, cuando se sorteen los repechajes, que serán a partido de ida y vuelta.

Comentarios