Debido al conflicto político que existe entre Armenia y Azerbaiyán, el jugador armenio de Arsenal, Henrikh Mkhitaryan no podrá jugar la final de la Europa League, que se disputará el miércoles 29 en Bakú.

Arsenal pierde al futbolista armenio.

El volante de 30 años no tiene ninguna lesión ni sanción y el problema es su nacionalidad. Como Armenia y Azerbaiyán rompieron relaciones, por cuestiones de seguridad, Arsenal tomó la decisión de que no viaje con el resto del plantel.

Comentarios