No fue un día más en la carrera futbolística del enorme Juan Román Riquelme. Un 23 de enero, pero de 2005, Villarreal se impuso 3 a 1 a Valencia con los tres tantos del "8", dos de penal y otro con un fuerte remate de afuera del área. Pablo Aimar descontó para el perdedor.

En aquel año Riquelme atravesó su mejor momento desde que llegó al fútbol español y ese día dio una nueva demostración de ello. Con una sensacional tarea en el juego y con tres goles, Román condujo al Villarreal a una nueva victoria, esta vez, en el clásico regional. El tanto del conjunto perdedor lo anotó Pablo Aimar, también desde los doce pasos.

Román comandó casi todos los ataques de su equipo y además, esta vez, entregó su aporte goleador: por primera vez en su carrera logró tres tantos en un partido. Sobre los quince minutos convirtió el primero con un penal que debió ejecutar dos veces por una invasión. Una vez a la derecha y la otra a la izquierda sirvieron para engañar en ambas ocasiones a Cañizares.

Con la ventaja, Villarreal empezó a lucirse al compás de Riquelme, ante un rival que se mostraba desorientado y sin ideas. Hasta que sobre el final del primer tiempo, Riquelme recibió por la izquierda, encaró sin oposición y sacó un derechazo potente desde afuera del área que venció la resistencia de Cañizares. Fue el broche ideal para su gran primer tiempo y para la buena labor del equipo de Manuel Pellegrini en ese pasaje.


Ya en la segunda parte, el Submarino Amarillo y Riquelme bajaron el ritmo de juego, aunque contó con varias ocasiones para aumentar. Valencia pudo descontar con un penal de Di Vaio, pero el arquero Reina le contuvo el disparo. Ya sobre el final, Aimar ensayó una chilena que pegó en el brazo de Gonzalo Rodríguez. Por esa maniobra, el árbitro sancionó el penal y expulsó al ex defensor de San Lorenzo. Esta vez la pena máxima la ejecutó Aimar, que anotó el descuento con un remate esquinado a la derecha de Reina.

Cuando parecía que se podía complicar el panorama, Villarreal nuevamente encontró la tranquilidad con otro penal convertido por Riquelme. Para su tercer remate, esta vez ante Palop, el ocho eligió un disparo fuerte y bajo, a la derecha del arquero. Así cerró un inolvidable partido y demostró que con sus rendimientos estuvo entre los mejores jugadores de la Liga.

Comentarios

Ver más productos

30 discursos que cambiaron el mundo

30 discursos que cambiaron el mundo

Jeff Bezos, CEO de Amazon

Jeff Bezos: cómo fue el camino al éxito del CEO de Amazon

La educación que necesitamos

La educación que necesitamos

Llegar a la tercera edad siendo jóvenes

Llegar a la tercera edad siendo jóvenes

Diario de emociones: el libro de la película Soul

Diario de emociones: el libro de la película Soul

Los primeros 1000 días de tu hijo son fundamentales 

Los primeros 1000 días de tu hijo son fundamentales 

Descubrí la Guía astrológica para 2021

Descubrí la Guía astrológica para 2021

La historia completa sobre Eva Duarte

La historia completa sobre Eva Duarte

Crónicas de retórica: los discursos que cambiaron al mundo

Crónicas de retórica: los discursos que cambiaron al mundo

Luciano Lutereau escribe cómo ser padres en el Siglo XXI

Luciano Lutereau escribe cómo ser padres en el Siglo XXI

Ver más productos