Situaciones extremas demandan tomar decisiones extremas. Y eso fue lo que hizo un gigante del fútbol brasileño como Cruzeiro que, ante el riesgo inminente de sumar su segundo descenso consecutivo, se quedó con la psicológa que estaba trabajando con Jorge Sampaoli en Atlético Mineiro.

El equipo de Belo Horizonte, que descendió a la Serie B la temporada pasada, atraviesa un muy mal momento y, por ahora, estaría perdiendo nuevamente la categoría ya que suma 13 puntos en 16 partidos y lleva cuatro encuentros sin ganar. 

Por eso, y ante la desesperación que genera esta crisis en el equipo los dirigentes, además de contratar a Luiz Felipe Scolari como entrenador, ahora cuentan también con Michelle Ríos, que trabajó los últimos nueve años como psicóloga en el Atlético Mineiro de Sampaoli. 

Por lo pronto la especialista, que tendrá su primera prueba de fuego este martes, deberá abocarse a trabajar fuertemente con los jugadores para que puedan soportar la enorme presión que llevan.

Ríos deberá trabajar duro y fuerte para levantar la moral de un equipo abatido.

Comentarios