Desde que ingresó al campo sintió el "Do-min-go, Do-min-go" del público. Eso lo empujó aún más a realizar una de sus mejores performances en Independiente. Nicolás Domingo se ganó la ovación y lo retribuyó con una enorme tarea. "Sólo tengo palabras de agradecimiento a la gente. Desde que estoy acá, siento mucho respeto de su parte" arrancó diciendo. El volante central señaló que "fuimos superiores, manejamos el trámite y tuvimos contundencia. Esto es un envión importante para lo que viene".

Y lo que viene es precisamente el partido de ida de cuartos de final ante River, por Libertadores. "Es lo que esperamos todos aunque hoy había que enfocarse en este juego y ganarlo".