En Boca se mueven con agilidad. La dirigencia no quiere dejar pasar el gran presente de Cristian Pavón, quien no parece tener larga vida en el Xeneize. Por ese motivo, a la espera de que llegue una oferta millonaria para contratarlo luego del Mundial, las autoridades del club de La Ribera ya estarían confeccionando un nuevo contrato para que Pavón firme lo antes posible y poder elevar así la famosa cláusula de salida que podría rondar los 50.000.000 de dólares.

Al parecer el nuevo vínculo sería por cuatro años, naturalmente con beneficios económicos para el futbolista. La idea de la dirigencia es aprovechar este momento que vive el jugador, con casi una total certeza de que tras la Copa del Mundo vendrán a buscarlo desde Europa y que a sus pretendientes no les temblará el pulso para llevárselo. Por ejemplo, por estos tiempos ya hubo un acercamiento de Paris Saint Germain de Francia.

¿Y Gómez?

Otra negociación que sigue su curso con algunos puntos positivos tiene que ver con una vieja obsesión de Guillermo Barros Schelotto: Gustavo Gómez. El paraguayo dijo que su idea es salir de Milan y "seguir jugando en otro equipo". El defensor que se destacó en el Lanús de Jorge Almirón y que ya fue dirigido por el Mellizo, dijo  durante la concentración en Asunción con la selección de Paraguay que su idea es salir del club italiano para poder "seguir jugando en otro equipo".

Además, el zaguero expresó: "El tema lo está manejando mi representante, pero la idea es salir a tratar de seguir jugando en otro equipo. Eso seguramente se va a resolver en los próximos días, pero estoy tranquilo disfrutando de lo que me toca vivir junto a la Selección de mi país. Siempre busco desafíos".

Días atrás, Daniel Angelici había dado por estancadas las negociaciones con Milan, aunque todavía parece no está dada la última palabra. Ahora, ante los dichos del defensor, puede que se abra una posibilidad para cumplir el viejo deseo de Guillermo.