Este sábado, Boca River se enfrentan en un nuevo Superclásico en el marco de la Zona Campeonato A de la Copa Diego Maradona, y hubo una gran polémica.

A los 29 minutos del primer tiempo, Jorman Campuzano le pegó un tremendo codazo a Jorge Carrascal, quien inmediatamente se agarró el cuello y cayó al pasto.

El árbitro Fernando Rapallini decidió amonestar al volante xeneize y se ganó el reclamo de todos los jugadores millonarios, así como del cuerpo técnico.

Además del impacatante golpe, lo que despertó la bronca riverplatense fue que Campuzano dio el golpe con la pelota totalmente en otro lugar.

Otra jugada que generó revuelo en el partido fue una infracción de Julio Buffarini, quien pegó un rodillazo en la espalda y vio la tarjeta amarilla.

Comentarios