Finalmente terminó la novela: Ariel Rojas será nuevo jugador de San Lorenzo. El mediocampista, que había rescindido su contrato con River, se realizó este jueves la revisión médica en un centro de diagnósticos de la Capital Federal para poder vestir esta temporada la camiseta azulgrana. De esta manera, el Chino llegará libre al Ciclón y firmará un contrato por dos años.

El destino del volante de 32 años estuvo marcado cuando Marcelo Gallardo, técnico del Millonario, le comunicó antes del viaje a Orlando que no iba a ser tenido en cuenta para la temporada que comienza. Por eso, desde la dirigencia Cuerva se empezaron a mover para que Rojas cambie el Monumental por el Nuevo Gasómetro y se ponga bajo las ordenes del Pampa Biaggio.

Días atrás fue el presidente de River, Rodolfo D' Onofrio, quien había confirmado la noticia de que el jugador el club pasaría al Santo. Sin embargo todavía restan definir algunos detalles contractuales. Es que la dirigencia de River pretende que, en el caso de una futura venta les quede un porcentaje del dinero de la transferencia.

El ex Godoy Cruz dejó una muy buena imagen en el que ahora es su ex club. En su primera etapa con la banda, el Chino tuvo muy buenas actuaciones y consiguió cinco títulos, entre los que se encuentran la Copa Sudamericana, una Recopa Sudamericana y la Copa Libertadores. Desde su regreso en 2017 obtuvo otros dos títulos más, pero su rendimiento no fue el mismo. En el último año, producto de lesiones fue perdiendo lugar en el plantes, hasta que finalmente el técnico decidió no contar con él.

Ahora, el cuerpo técnico de San Lorenzo deberá trabajar para que el Chino vuelva a estar en optimas condiciones de cara a las competencias que afrontarán, que tiene en la Sudamericana como máximo objetivo.