Hace varios días que en el fútbol argentino River aparece en el centro de la escena. Su deseo de jugar en el River Camp y la negativa de la Liga Profesional generaron una disputa que suma capítulos con una frecuencia que asusta. Finalmente el duelo ante Banfield será el martes -en el Libertadores de América- a partir de las 21.15. Y el Millo jugará "bajo protesta".

La dirigencia del Millonario, encabezada por Rodolfo D'Onofrio, envió una carta a la entidad que conduce Marcelo Tinelli, en la que dejaron en claro su disconformidad ante la negativa de que puedan hacer de local en el predio de entrenamiento de Ezeiza.

A partir de este malestar generalizado, la entidad de Núñez tomó la postura de no insistir más (al menos por esta jornada) y jugar en Avellaneda, tal como lo hace por la Copa Libertadores. Sin embargo, lo hará dejando en claro su malestar.

¿Qué opina la AFA al respecto? La única intervención de Claudio Tapia, en las últimas horas, fue enviarle una carta a La Liga pidiendo que se solucione rápido el inconveniente del estadio para evitar más desprolijidades en la víspera al desafío contra el equipo de Javier Sanguinetti.

Comentarios