En el cierre de la quinta fecha de la Superliga, Central recibió a Defensa. Ambos llegaban con realidades opuestas. El conjunto rosarino cayó por goleada ante Racing por 3-0 en la jornada anterior (antes del parate por la fecha FIFA), mientras que luego se clasificó a los octavos de final de la Copa Argentina tras imponerse a Talleres de Córdoba por 5-3 en los penales (empataron 0-0 en los noventa minutos).

Por su lado, Defensa empató 1-1 como local ante Belgrano y llegaba al Gigante de Arroyito con ganas de obtener su segunda victoria en el campeonato. Y en un partido chato, Defensa, un equipo ordenado y difícil de entrar, la consiguió merecidamente.

El primer tiempo fue lo más parecido a un partido de ajedrez. Ambos se estudiaron durante mucho tiempo, pero por desgracia se dedicaron a jugar poco. Por el lado del local, cuando la pelota pasaba por los pies de Néstor Ortigoza el panorama era claro en ataque, pero el resto de los volantes no acompañaban, y tanto Zampedri como Ruben estaban desconectados arriba.

La visita, por su parte, se dedicó a esperar, y tuvo dos ocasiones al final de esta etapa para abrir el marcador, pero no estuvo fino a la hora de definir.

En el complemento, el local tuvo la iniciativa y salió a llevarse por delante a su rival. Pero no estuvo preciso de tres cuartos hacia delante, y solo inquietó a Unsaín con remates de larga distancia.
El Halcón, por su parte, siguió con la idea del primer tiempo, jugar de contraataque. Defensa siempre quiso más, y tuvo su premio promediando esta etapa con el gol de Lisandro Martínez tras una gran jugada entre el ingresado Cerro y Rius, quien tiró el centro para que el ex Newell´s rompiera el cero (Ledesma, arquero del Canalla, salió mal a cortar el centro).

Lisandro Martínez aprovechó el error de Ledesma y anotó el único gol del partido. (FotoBaires)

Tras el tanto, el local se desesperó y atacó con más ímpetu que ideas, mientras que la visita tuvo algunas contras como para liquidar el pleito.

Piedrazo

Cuando los equipos se estaban acomodando en el campo para el inicio, desde la tribuna local le arrojaron un piedrazo a Ezequiel Unsain, arquero del Halcón. De milagro, el cascote no le dio al jugador surgido en Newell's. Enseguida, el arquero se lo llevó al árbitro Silvio Trucco y éste se lo entregó a los encargados de seguridad.

Comentarios

Ver más productos

La otra historia del peronismo

La otra historia del peronismo

Cómo hacer guita

Cómo hacer guita

Lo que todo el mundo busca

Lo que todo el mundo busca

¿Qué es sexteame?

¿Qué es sexteame?

Para fanáticos del Fútbol

Para fanáticos del Fútbol

La historia detrás del robo del siglo

La historia detrás del robo del siglo

Eva Duarte: toda la verdad

Eva Duarte: toda la verdad

Aprendé a usar tu inteligencia

Aprendé a usar tu inteligencia

La otra cara del peronismo: una historia apasionante

La otra cara del peronismo: una historia apasionante

Historia para Chicos

Historia para Chicos

Ver más productos