Raúl Gámez fue tres veces presidente de Vélez y cuatro vicepresidente, un dirigente que si bien está alejado de la dirigencia ha vivido situaciones similares de las vividas en el partido entre Boca y Vélez.

Depo se comunicó con el expresidente Raúl Gamez para conocer su opinión.

– ¿Qué le pareció el partido en la Bombonera?

–Fuimos superiores a Boca en los dos partidos. Andrada es un gran arquero, de lo contrario hubiésemos sido ganadores. El penal que no cobró el árbitro Espinoza, manifiesto hincha boquense, es increíble que no lo haya visto. Pero Vélez está acostumbrado a esta clase de arbitrajes. Tenemos que convencer a que continúe el técnico, está haciendo un trabajo brillante, le falta tiempo y llegará su reconocimiento.

– ¿Cómo juzga el proceder de Mauro Zárate?

–Mauro fue ídolo en Vélez y su conducta cuando hizo el gol de penal y las declaraciones posteriores al partido fueron muy equivocadas. Ya sabemos que Boca es más grande que Vélez pero no hace falta decirlo. La hinchada está muy enojada y angustiada con él. Tuvo una gran oportunidad de calmar las aguas y las enfureció con su procedimiento. La hinchada estuvo mal al silbar el himno, pero tenemos que comprender que se siente traicionada. Además, la familia Zárate tiene una relación estrecha con “El Fortín”. Realmente, nos llama poderosamente la atención el comportamiento de Mauro. Con lo que hizo habría llorado hasta José Amalfitani. Si hubiera sido inteligente tendría que haberlo planteado de otra manera y por ahí la mayoría de los hinchas lo hubiesen interpretado. Aunque la pasión es irracional.

– ¿Enamoró a la hinchada xeneize?

–Con toda seguridad, pero incrementó el odio a los “fortineros”. Que los de Boca no estén tan confiados porque con Zárate les puede pasar lo mismo. Es un chico desorientado…

– ¿Cómo es su relación con el presidente Sergio Rapiseda?

–Buena. Pero tiene que hacer lo imposible para que Heinze continúe. No tiene que descuidar la parte económica. Por ahí necesitamos un gran goleador. Pero el plantel me gusta, les han dado muchas posibilidades a chicos de inferiores.

– ¿Quién fue su ídolo?

–Mi ídolo fue Norberto Conde, que jugó hasta en Ferro y después volvió a Vélez y siempre fue aplaudido. Existían otros valores de honestidad, y dignidad. Después Daniel Willington, un crack poco reconocido.

– ¿Qué piensa de Lionel Scaloni como técnico de la Selección?

–Es extraño. Uno siempre elige a los técnicos por los títulos conseguidos y por la experiencia adquirida. Scaloni nunca dirigió, ojalá tenga suerte y salgamos campeón de la Copa América.

Alfredo Luis Di Salvo

Comentarios