El post partido de Independiente - Central Ballester desató un verdadero escándalo. Pero no por la abultada goleada del Rojo por 8-0, sino por lo que pasó en la zona de vestuarios una vez finalizado el encuentro.

Donato Lanzillotta, presidente de Central Ballester, había acusado al plantel de Independiente de "tratarlos como mendigos" por un confuso episodio con un intercambio de camisetas.

Ariel Holan decidió hablar en radio La Red -por pedido exclusivo de los jugadores del Rojo- para contar su versión de los hechos y de lo que pasó realmente en los vestuarios. 

"Cuando llego al vestuario, luego de juntar varias camisetas para que las firmen, veo que estaban muchos futbolistas de Central Ballester en la puerta del vestuario. Hacía mucho frío, por eso les pedí que se vayan al vestuario, se bañen y que luego cambiábamos las camisetas", expresó.

Además, agregó: "En ningún momento quisimos ser despectivos, mucho menos con ellos que hicieron un esfuerzo muy importante porque muchos además de jugar al fútbol trabajan. Lamento que esta situación se tomara de esta manera, no es el espíritu de mis futbolistas, que son muy profesionales, respetuosos y tienen mucha humildad", concluyó.

Comentarios