Flandria tenía la oportunidad de quedar como único puntero del Clausura y no la dejó pasar, más allá de que hoy seguirá la fecha y deberá esperar lo que ocurra con Colegiales y con J.J. Urquiza. Apabulló a Argentino de Quilmes con un 7-2 del que se hablará por mucho tiempo, tanto como de la sensacional tarde de Lautaro Gordillo, quien marcó 5 goles para el Canario. Así, los hinchas de Flandria que pudieron volver al Carlos V disfrutaron de una jornada inolvidable.

El delantero de 22 años se formó en Ferro y ayer lo disfrutó todo Flandria con 5 goles en 63 minutos. ¿Por qué 63 minutos? Porque una vez que anotó su "quinteto", el DT Andrés Montenegro lo reemplazó... Si lo dejaba en cancha, quizás hubiera alcanzado otro récord y por qué no pensar en Taverna de Banfield, con 7 conquistas en el 13 a 1 a Puerto Comercial de Bahía Blanca, en 1974.

Flandria fue dominador de las acciones de punta a punta para quedar en lo más alto de la tabla. El primer grito de Gordillo llegó a los 16, tras un blooper del arquero Elías Gómez, a quien se le escapó la pelota y el 9 abrió la cuenta. El 2-0 lo tuvo como asistidor, ya que Puch envió un centro y Gordillo se la sirvió a Tisera, que había ingresado por el lesionado Ibáñez y jugó un partidazo.

Antes del descanso, Gordillo "mojó" dos veces más: a los 37, un error en la defensa del Mate le permitió quedar mano a mano y con un remate cruzado estampó el 3-0; a los 41, con un cabezazo, dejó el tablero en un 4-0 lapidario.

Arrancó el segundo tiempo y Gordillo siguió con el arco entre ceja y ceja. A los 5 ganó en velocidad y su remate terminó en la red, y más allá del descuento de Piedra tras un córner, a los 17 anticipó en el área y le sacó jugo a un centro de Bovone para el 6-1 y el quinto de su cosecha personal.

De inmediato dejó la cancha en medio de una ovación y quedó tiempo para el descuento de la visita (Anastasio, de penal) y para el séptimo del local, por medio de Giménez. En la tarde de la vuelta de los hinchas, Gordillo fue el gran protagonista para que el Canario volara a la punta.


"Fue una tarde soñada , siempre soñé con hacer tres goles en un partido y hacer 5 la verdad que jamás me lo imaginé. Fue un partido perfecto", fue lo primero que dijo el dueño de la noticia, quien agregó que "lo primero que se me vino a la cabeza fue mi familia ,todo el esfuerzo que hice para poder estar donde estoy y por eso estoy repleto de felicidad"


 

Comentarios