Cada equipo representa a una determinada ciudad. Esa ciudad tiene su persona más importante, que es la que contribuye a un determinado logro. En el caso de Esteban Marcelo, que se define "primero periodista y además presidente de la Liga", su orgullo por la llegada de Mercedes a la Primera D es imposible de disimular. De 50 años y con 10 al frente de la liga Mercedina, el dirigente se refirió a como vive desde el momento en que llegó la notificación de la Asociación del Fútbol Argentino invitando a participar al club de sus pagos.

-¿Cómo tomó la llegada del Club Mercedes al fútbol del ascenso?

-Es una alegría para el fútbol de la ciudad. A uno lo pone contento que el club Mercedes, después de tanto insistir porque desde la década del 90 que lo buscaba, haya podido plasmar su deseo. Me dá la sensación de que puede ser algo muy importante para el fútbol de la ciudad.

-¿De qué manera puede llegar a repercutir en la ciudad?

-Mercedes es una ciudad que respira fútbol. La liga cuenta con más de 4000 jugadores fichados, de los cuales más de 2000 corresponden a divisiones inferiores. Hay muchos chicos que están jugando en Flandria, algunos en las inferiores de equipos de Gran Buenos Aires. Ahora tendrán la oportunidad de que un equipo de nuestra ciudad pueda hacer una suerte de vidriera.

-¿Cuántos clubes tiene la liga?

-Hoy son 24 en primera división; a partir de este año tiene primera y segunda. Y hay 17 en el fútbol infanto juvenil. Además es una liga casi regional porque tenemos dos equipos de Suipacha, uno de San Andrés de Giles, dos de Marcos Paz y cuatro que son de la liga lujanense.

-¿Por qué la elección recae sobre este club?¿Es el que más preparado estaba?

-Ellos hicieron una presentación en la AFA. Tengo entendido que se han presentado más de 20 carpetas de equipos que querían llegar a esta división. Hicieron un análisis y determinaron que el club Mercedes tenía esa posibilidad. Justo se da ahora que la D tiene solo 10 equipos. Se le dá la oportunidad que llega por invitación. Después si el comité ejecutivo lo determina quedará como afilidado directo.

-Este año no puede subir; ¿y clasificar a la Copa Argentina?

-No lo sé. Todavía no lo he escuchado. Al menos los dirigentes no lo comunicaron. Charlé con alguno de ellos y no me dijeron nada al respecto. Creo que todavía no definieron ese tema.

-¿Está contando los días para el inicio del campeonato o lo vive con tranquilidad?

-En la ciudad hay una linda expectativa porque es un viejo anhelo que se ve coronado con ésto. Uno imagina que en los primeros partidos la gente lo vivirá con mucha efervescencia y alegría aunque no pueda ascender. cuando uno habla o escucha a los dirigentes, la idea es amoldarse a la categoría. Ellos no hablan de subir sino ver de que se trata. También está la idea en el futuro de incorporar a las divisiones inferiores a la AFA. Es una nueva tarea. Internamente los va a motivar a organizarse de una manera distinta. No es lo mismo jugar en una liga o en un Regional a hacerlo en una categoría con la organización que existe.

-¿Vislumbra a un equipo jugando a cancha llena?

-Ojalá que fuera así. Felizmente me ha tocado ver la cancha llena en torneos regionales, fundamentalmente con este mismo equipo. En 1984-1985 estuvo a un paso de jugar el Nacional de la A. Justo en la última ronda perdió con Ramón Santamarina, que terminó jugando con Argentinos y Estudiantes de La Plata. En el 93 fue campeón de la provincia ganándole a Kimberley de Mar del Plata, jugó el Zonal Sureste, que clasificaba a la B Nacional y perdió con Germinal de Rawson. Ese día la cancha reventaba. Creo que había más de 6000 personas. Y en algunas otras ocasiones ha estado repleta, por ejemplo cuando vino Camioneros. Ojalá que pueda ir mucha gente al primer partido, el 14 de mayo ante Paraguayo.

Comentarios