El fútbol argentino tiene un sinfín de historias dignas de películas. Y una de ellas ocurrió un día como hoy, pero de 1967, cuando un hincha de Central ingresó al campo de juego con su afán de increpar al árbitro, pero terminó rechazando la pelota en lo que podía ser el tercer gol en contra que sufriría su equipo.

Estamos hablando del Turco Espip, quien quedó en la historia del fútbol y de los corazones canallas cuando el 18 de octubre de 1967, en el marco de la sexta fecha del Torneo Nacional, entró al campo de juego en el encuentro contra San Martín de Mendoza, que ganó el elenco cuyano por 2-1, y protagonizó un acto que hasta la actualidad es recordado.

En los minutos finales, el equipo de Arroyito iba en busca del empate hasta que, en un contragolpe, el delantero Valencia (que ya había convertido los dos goles mendocinos), se fue solo con pelota dominada y le pegó hábilmente para ubicarla por encima de la cabeza al arquero centralista, Edgardo Andrada.

Cuando el balón estaba por traspasar la línea de gol, el Turco Espip ingresó imprevistamente al campo de juego —por un agujero en el alambrado—, y evitó el tercer gol del equipo cuyano, recibiendo una ovación de los hinchas centralistas.

Comentarios

Ver más productos

Descubrí estas tendencias imperdibles

Descubrí estas tendencias imperdibles

La intimidad de Néstor Kirchner

La intimidad de Néstor Kirchner

Día de la Madre: ideas y regalos

Día de la Madre: ideas y regalos

Día de la madre: ¿buscás regalo?

Día de la madre: ¿buscás regalo?

La otra historia del peronismo

La otra historia del peronismo

Cómo hacer guita

Cómo hacer guita

Lo que todo el mundo busca

Lo que todo el mundo busca

¿Qué es sexteame?

¿Qué es sexteame?

Para fanáticos del Fútbol

Para fanáticos del Fútbol

La historia detrás del robo del siglo

La historia detrás del robo del siglo

Ver más productos