Nicolás Domingo expresó martes su intención de jugar el sábado ante San Martín de San Juan, como visitante, pese al riesgo de ser amonestado y perderse el clásico frente a Racing Club.

"El jugador siempre quiere estar, es difícil decir que no. Si me toca estar, trataré de ser inteligente sabiendo que dentro de quince días tenemos un partido muy importante", manifestó Domingo en referencia al clásico contra Racing, como local, correspondiente a la fecha 20 de la Superliga, que se jugará el sábado 23 de febrero. 

El volante de Independiente, una de las figuras en la victoria del sábado sobre Unión por 2 a 1 en el estadio Libertadores de América, tiene cuatro tarjetas amarillas y en caso de recibir una más en San Juan se perderá la posibilidad de jugar el clásico de Avellaneda.

"Somos jugadores de Independiente y el club está por delante de cada uno de nosotros. No podemos desenfocarnos de nuestro objetivo, que es clasificar a la Copa Libertadores y los tres puntos en San Juan serían fundamentales para eso", agregó el ex River Plate y Banfield, quien luego de casi dos años en el club se ganó el cariño de los hinchas.

"Soy un agradecido a estar acá. Soy feliz defendiendo esta camiseta. Uno no se acostumbra (a las ovaciones), se disfrutan, se valoran e intento agradecer haciendo mi trabajo en la cancha", remarcó el santafesino, de 33 años.

Durante esta jornada a la mañana, el plantel dirigido por Ariel Holan completó el segundo entrenamiento de la semana y la novedad pasó por los lesionados.

El delantero Ezequiel Cerutti se entrenó con normalidad tras perderse el partido ante el Tatengue por una fatiga muscular, pero a la lista de jugadores complicados se sumaron el defensor Guillermo Burdisso (golpe en el tobillo) y el delantero Martín Benítez (traumatismo en el muslo).

Por la 19na. fecha de la Superliga, Independiente visitará a San Martín de San Juan el sábado a las 21.30, en el estadio Hilario Sánchez.