En el primer partido para ambos en el año, Belgrano derrotó 4-2 por penales a Rosario Central en el Gigante de Arroyito luego de empatar 1-1 en los noventa minutos. Juan Brunetta había puesto en ventaja al pirata por intermedio de un penal a los 7 minutos del primer tiempo.Cuando el visitante festejaba, Diego Becker anotó el empate en la última jugada del partido. 

Sin embargo, ese envión no le sirvió a Rosario Central, que no tuvo buena punteria y terminó cayendo en la definición por penales, favorable a Belgrano por 4-2. Cabe destacar que el partido se jugó con hinchas de ambos clubes y que sobre el final del partido hubo incidentes entre la parcialidad visitante y la policía que por suerte no pasó a mayores. Tras el triunfo, el pirata levantó la copa amistosa correspondiente. 

Belgrano se quedó con la copa tras vencer a Central.