La relación entre Israel Damonte y Andrés Chávez está rota, con el agravante que desde ambas partes entienden que es irrecuperable.

A partir de esa posición bien consolidada, los dirigentes de Huracán se vieron en la obligación de negociar al delantero, que sigue entrenando con el plantel profesional pero que no volverá a jugar mientras el platinado siga con el buzo de entrenador.

En ese contexto, la CD se juntó con sus pares de Bucaramanga de Colombia, que tiene la intención de sumar al goleador.

El futbolista que nació deportivamente en Banfield y luego vistió otras cuatro camisetas, ve con buenos ojos la posibilidad de emigrar al exterior en busca de la continuidad perdida en Parque Patricios, por lo que le dio el visto bueno a la dirigencia para que apruebe la tratativa en caso que conforme a todas las partes. 

¿Serán éstos?

Pensando en el desafío ante Aldosivi, un duelo clave en la búsqueda de engordar el promedio, los once serían Antony Silva; Gonzalo Bettini, Nicolás Romat, Mariano Bareiro y César Ibáñez; Rodrigo Gómez, Mauro Bogado, Adrián Calello y Martín Ojeda; Nicolás Cordero y Fernando Coniglio o Agustín Curruhinca.

Comentarios